Entretención y Espectáculos

2021-12-31T16:50:21-03:00 31 Diciembre, 2021, a las 16:50Publicado por: Francisco Quiñones
La información es de Comunicado de Prensa

Actriz de 'Alguien te mira' denunció acoso y malas prácticas en la TV: “No había a quién recurrir”

Actriz de 'Alguien te mira' denunció acoso y malas prácticas en la TV: “No había a quién recurrir”
TVN

En el último capítulo de Reyes del Drama, espacio disponible en Spotify y YouTube y el cual es conducido por los periodistas Jorge Sepúlveda, Victor Schwencke y Patricio Reyes, tuvo de invitada a la actriz Romina Mena.

Con una destacada carrera en televisión, la intérprete que debutó en Adrenalina, tuvo varias participaciones en teleseries de TVN como Cómplices y Alguien te mira.

Hoy se encuentra alejada de las pantallas, no por voluntad propia, sino que por circunstancias que sucedieron en su estancia en la pantalla chica, luego que revelara algunas malas prácticas ocurridas en las áreas dramáticas en las que estuvo.

Me encantaba la tele, quería puro estar. Tenía como 18 años y rallé. Lo encontraba muy entretenido. De ahí, me puse muy teatral y me cambiaron el switch. No participé de más castings hasta terminar mi carrera porque era súper mal visto estar en televisión. Algo que hoy encuentro una estupidez”, indicó sobre sus inicios.

Un recordado papel en Cómplices

En el año 2006 logró un rol estable, sumándose al destacado elenco de Vicente Sabatini en la teleserie Cómplices protagonizada por Claudia Di Girólamo y Francisco Reyes.

Acá interpretó a Rocío, una sexy secretaria que se relaciona con el rol de Marcelo Alonso.

Según señaló la actriz, para conseguir este rol, fue personalmente a dejarle un DVD con su reel a la oficina de Sabatini.

“Me metí al área dramática y me encontré con Fernanda Urrejola, excompañera del DUOC. Le pregunté por la oficina de Vicente. Voy y no había nadie. Estupendo. Abro la puerta y le dejé mi DVD encima de su escritorio. Al otro día, me llamaron al casting”, comentó.

Sobre su personaje, Romina expresó que “era media traviesa. Siempre me daban papeles muy sensuales, atrevidos. Me acuerdo que la primera escena tuve que hacerla con Marcelo (Alonso) y no nos conocíamos. Era en un motel, dentro de un jacuzzi”.

También recordó que a esta altura, ya no tenía tantos pudores porque años antes había debutado en con un personaje súper bullado donde realiza escenas lésbicas de alto calibre junto a Amaya Forch en el telefilme Amigas en Bach, una de los primeros encuentros homosexuales explícitos en TV abierta. “Y si me enamoro de la Amaya ¡¿qué voy a hacer?!”, dijo.

Además, señaló que la gran mayoría de las escenas que grabó fueron manipuladas por TVN y no salieron al aire.

Fue mi único desnudo en tele, porque en Infieles yo pedía un doble de cuerpo. No me agrada hacer desnudos en televisión”, manifestó.

“No quería hacer desnudos”

Luego de Cómplices da su gran salto a las nocturnas de TVN y aterriza en Alguien te mira (2007), exitoso thriller policial que tenía a todo Chile paralizado frente a esta historia intrigante de un asesino en serie ABC1.

En esta producción interpretó a Lucy Figueroa, una tecnóloga médica que acosaba sexualmente al personaje de Claudio Arredondo. “Lo primero que le dije a la producción es que yo no quería hacer desnudos y me dijeron que no habría, así que dije démosle”, señaló.

Para mí era tema seguir siendo un ícono sexy. No me lo pude sacar nunca. Lo interesante es que acá yo era la acosadora. Una mujer siendo acosadora, rupturista. Señoras en la calle me retaban”, expresó.

La actriz confesó que se tomó tan a pecho su personaje que no lograba separarlo tanto de ella, por lo cual no tuvo mucha onda con Francisca Imboden, quien era su rival en la teleserie. “Yo era muy intensa, mientras estaba en el set yo era la Lucy, me rallé”, señaló.

Su negativa frente a los desnudos en una época donde el destape de la TV era pan de cada día, hizo que dejara de ser considerada para ciertos trabajos.

“Se me fue marginando. Yo empecé a cobrar muy caro, sobre todo para Infieles porque no me acomodaba. Empecé a cobrar como tres veces lo que se pagaba, sabiendo que me iban a decir que no”, dijo.

“Ahí no quedaba como una actriz complicada, sino que como una actriz cara. Lo que era mejor. Yo no estaba de acuerdo, eran las reglas del juego y decidí no jugar más. No me hacía feliz, yo estudié para ser actriz. Lo que me ofrecían era más de lo mismo, no era un desafío actoral. No me motivaba”, comentó.

Sobre el fenómeno de Alguien te mira, relató que “fue muy entretenido. Una muy linda etapa, con sus altos y bajos, pero una muy buena experiencia”.

“Me acosaron muchas veces y vi también que acosaban a compañeros”

Al consultarle por qué luego de su destacado paso por estas producciones no se obtuvo más roles estables, la actriz reflexionó que “fue una sumatoria de cosas. Me faltó inteligencia emocional. Abordar ciertas situaciones de conflicto en las que me enfrenté con gente de alto mando. Fue complicado por mi personalidad”.

“No soy las que dice que está todo bien, cuando no lo está. No puedo dejar pasar por alto cosas por las que no estoy de acuerdo. Cuando alguien dice lo que piensa o que no está de acuerdo con algo, quedas como tachado. Te cierran las puertas. Hoy espero que la cosa haya cambiado”, comentó.

Por otro lado, lanzó: “A mí me acosaron muchas veces y me vi enfrentada a situaciones muy desagradables de ámbito de acoso sexual laboral. Ahí no había a quién recurrir. Yo lo normalice mucho desde muy chica. Es muy normal el intercambio sexual por prestaciones”.

“En hombres y mujeres. Yo vi también que acosaban a compañeros hombres actores. No era solo a las mujeres y nadie dice nada y yo digo cosas. Yo me tuve que bancar esas consecuencias y creo que lo volvería a hacer. Si algo no corresponde, lo voy a decir”, manifestó.

“Sumarle a eso que tampoco era buena para hacer amistades de conveniencia, que se estila mucho. No es mi estilo. Se fue apagando la llama. Hay cosas que yo decidí no transar”, confesó.

“Me di cuenta que hay muchas cosas que yo normalicé”

Respecto a las acusaciones públicas que salieron hace algunos años a directores de cine y tv, Mena señaló que “yo me fui al carajete porque yo dije ‘¡chuta! eso que pasó entonces no era tan inocente’”.

“Y me di cuenta que hay muchas cosas que yo normalicé desde muy chica y por eso me incomodaba. Antes lamentablemente era muy normal y no lo es. No debió serlo nunca”, explicó.

Durante la entrevista, la actriz también recordó cuando en una entrevista laboral con un director de televisión, lo primero que le preguntaron es si estaba pololeando.

“Yo siempre decía que sí, aunque estuviera soltera porque sabía dónde apuntaba. Y la entrevista terminaba con este director diciéndome que cuando termine de pololear, le avise. Así de drástico. Yo sabía que no me iban a llamar”, dijo.

Al consultarle por qué no habló antes respecto a este tema, Mena expresó: “Yo no me considero víctima de la situación. Considero que no es correcto, que está mal. No me gusta volver a victimizar a la víctima, es como volver a abusarla”.

“Yo me junté con uno de los presuntos acusados, un director de cine, y es un gallo súper choro y me cayó súper bien. Es un tipo muy picado de la araña y lo pude mantener a raya. Me hizo propuestas súper directas a las que yo respondí ‘no, gracias’”, manifestó.

“Hubo episodios muy desagradables con compañeras actrices”

Frente al estereotipo de la mujer sexy que tenían sus personajes, Romina se vio envuelta en algunas situaciones incómodas con sus colegas

Fue mientras realizaba Cómplices cuando señaló que “hubo episodios desagradables con algunas compañeras actrices, el mismo medio te hace estar en una competencia enfermiza. Tener que estar en cierto peso, tener que verte de cierta manera. Es muy demandante. El tema estético es súper importante en TV”.

Al ver la industria televisiva de la actualidad, la actriz expresó que “hubo un recambio importante de actores. Ya no está esa cofradía donde uno no puede entrar si no es de sangre actoral. Se erradicó”.

Me encantaría retomar la televisión en el ámbito laboral que existe hoy. Yo siempre he sido muy de piel y fue súper difícil para mí no poder hacerlo cuando estuve en TV. Yo no pude entrar”, afirmó.

Además, agregó que “fui muy estereotipada por la producción. Hubo mucho de ‘y esta mina quien es, que se cree, de donde salió, probablemente se acostó con la mitad del canal’. Yo sabía que esas cosas se decían y cometí muchos errores con los altos ejecutivos del canal”.

“Fui una rota, lo hacía para dejar distancia de ellos. Hacía comentarios muy desubicados con los altos ejecutivos de distintas áreas”, aseguró.

“No era tan buena onda la cosa”

Por otro lado, según Mena, no logó hacer buenas migas con sus compañeras de elenco. “Con los actores fue complejo. No voy a dar nombres pero habían escenas donde con una actriz me di cuenta que estaba todo mal. Una actriz con mucha experiencia y trayectoria que se cruzaba por mi cámara en escenas emotivas”, dijo.

“Y yo me iba al carajo emocionalmente. Me lo tomaba muy mal, me daba mucha pena. No era tan buena onda la cosa. A veces también me pasaban vestuario sexy para el personaje y se acercaba una actriz y me decía que la ropa no me quedaba nada de bien justo antes de entrar a escena. Una vez, una actriz me agarró una pechuga y me preguntaba si eran mías. Había hartos episodios así con actrices. Por suerte, los actores hombres fueron un siete. Ninguno se propasó conmigo. Muchos se daban cuenta”, reveló.

En la teleserie Cómplices empezaron a reducir drásticamente la participación de su personaje y sus compañeros se lo hacían saber.

Mena consultó a la dirección y le comentaron que molestó a algunas actrices y fueron a hablar con los guionistas. “Qué hago. Me empiezan a coartar porque supuestamente les estoy quitando el protagonismo. No sabía cómo moverme”, concluyó.

Revisa el programa completo

Síguenos en nuestras Redes Sociales
¿Encontraste algún error? Avísanos
Valparaíso / Viña 100.1 Concepción / Talcahuano 90.9 Los Ángeles 101.7 Temuco 101.7 Valdivia 97.9 Osorno 105.5 Puerto Montt 101.9 Ancud 103.7 Castro 99.5