La noche del sábado, en La Divina Comida, Mauricio Jürgensen recordó las razones por las cuales decidió retirarse de la televisión en 2019.

En medio de la conversación, Vesta Lugg le consultó sobre el tema, a lo que él respondió que “yo entré el 2018 como invitado para ser parte de un panel, al principio de música, después se sumaron otras cosas. Ese año fue bien intenso”.

Sin embargo, aseguró que “siempre en la tele se generan estos grandes estereotipos, el momio, el facho, el zurdo, etc. Vino el estallido que exacerbó todos los ánimos”.

“Yo siempre condené violencia, había una cara fea de esto, pero hay cosas que son importantes y había que conversar, analizar y que son importantes hasta el día de hoy”, manifestó.

“Pero eso era suficiente para ser catalogado como un extremista que estaba avivando la cueca de los incendios, lo que no era real”, afirmó.

Mauricio Jürgensen expuso que en el matinal de Canal 13 “estaba haciendo un periodismo, guste o no, yo no estaba defendiendo la bandera de nadie, pero sentí que no estaba en el lugar indicado y renuncié“.

Artículo contra Mauricio Jürgensen en El Mercurio

Luis Slimming comentó que “además hubo un reportaje donde te acusaban con nombre y apellido” en El Mercurio.

“Salió un artículo donde hablaba de la responsabilidad de investigar en los medios de comunicación en contexto estallido”, recordó el periodista.

Luego, citó parte de lo escrito: “Periodistas como Jürgensen, que decían que había que entender las razones del conflicto en el contexto de la violencia”.

El tipo que escribe no es un periodista, es un abogado, hijo de un exministro de Pinochet, que son incapaces de ver lo que hicieron mal y prefieren culpar a la prensa, al k-pop, o a lo que sea”, refirió.

Finalmente, explicó que “tuve derecho a réplica en el mismo medio, así que con eso queda superado el impasse, pero sigo pensando que fue algo inesperado e injusto“.