Tendencias y Vida Sana

2020-09-13T11:39:07-04:00 13 septiembre, 2020, a las 11:39Publicado por: Juan Soto

Color, forma y olor: todo lo que debes saber sobre tus deposiciones para evitar problemas de salud

A revisar
baño
Pexels

Para algunos hablar de deposiciones o fecas puede resultar un tema tabú, mientras que para otros, algo derechamente asqueroso.

Pero lo cierto es que es una actividad normal del organismo, que podría esconder signos relevantes sobre nuestra salud y que quizá estamos pasando por alto.

Consistencias, colores, olores y otras señales son importantes a la hora de revisar nuestras heces, algo que generalmente no realizamos. Por lo mismo es que en Página 7 conversamos con algunos profesionales que entregaron algunas claves respecto al tema.

“Las deposiciones en una persona sana debiesen presentarse en una forma indolora, con poco esfuerzo y sin mayores complicaciones“, comienza explicando Patricio Fuentes, nutricionista y director de la Corporación Regional de Oncología Bío Bío.

El especialista añadió que una frecuencia defecatoria óptima oscila entre una y tres veces al día y que debe tener la misma consistencia y color, aunque esto dependerá también de la ingesta de agua, dieta y actividad física de las personas.

inodoro

Pixabay

Así lo cree Constanza López, gastroenteróloga de la Clinica MEDS. “Hay personas que su normalidad es ir dos a tres veces al día y, para otras, su normalidad es cada dos días. Lo importante es que no produzca dolor ni incomodidad”, dijo la experta.

Color de las heces

López indica que el color regular del excremento debe ser de tono café oscuro, aunque “depende fundamentalmente de los alimentos que se consumen y de la cantidad de pigmentos biliares (líquido amarillo verdoso que digiere las grasas) que tenga cada persona”.

Para complementar esto, Patricio Fuentes indica que las fecas con un color distinto podrían tener diversas causas y entrega el detalle de cada una de ellas.

Verde: Podría estar relacionado a periodos de estrés, provocando problemas con la bilis. Generalmente esto está asociado a personas que padecen de intestino irritable o que consumen antibióticos por un tiempo prolongado.

Amarillo: Podría ser indicador de posible exceso de grasa en las heces, lo que podría estar relacionado a problemas de enfermedad celíaca, o asociados al páncreas y a su función de degradar proteínas y grasas. También podría ser señal de una posible infección intestinal en desarrollo, sobre todo asociado a fiebre y dolor abdominal.

Blancas o grises: Generalmente están asociados a problemas a nivel hepático o de vesícula biliar.

Color arcilloso: suele pasar cuando pasas por una gastroenteritis aguda, pero si no es el caso y ocurre de forma espontánea, puede tratarse de una obstrucción del canal hepatobiliar.

Oscuras o negras: Generalmente tienen un olor muy fuerte y están relacionadas a consumo de larga data de suplementos de hierro para el tratamiento de ciertas patologías o anemias. También puede ser señal de sangrado al inicio del sistema digestivo causado por úlcera o por várices esofágicas.

Olor

En cuanto al olor de las deposiciones, la gastroenteróloga de MEDS sostiene que generalmente son de mal olor, pero que “en cuadros infecciosos, puede resultar más intenso asociado a cambios en las consistencia de las deposiciones”, indicó.

“También podría estar indicando problemas asociados a la absorción de las grasas, lo que podría estar ligado a nivel de vesícula biliar y/o hígado, o posiblemente estar enfrentando alguna infección nivel del tracto digestivo, que hace que la función intestinal se deprima causando malos olores y dolor al defecar”, agregó Fuentes sobre este punto.

Forma y consistencia

La alimentación y la ingesta de agua es fundamental para determinar este ítem, un escenario ideal sería consumir entre 30 a 35 gramos de fibra al día, acompañado de 2 a 2,5 litros de agua, eso, según el nutricionista, debería dar unas heces normales.

papel higienico

Pixabay

Debería ser normal, sin demasiadas grietas, color café claro o semi oscuro. Si las heces son pequeñas o en bolitas, estaría indicando una falta de fibra en la dieta”, afirma Fuentes, algo que es confirmado por López.

“La deposición normal debiera ser de forma alargada, como una salchicha, blanda, color café oscuro. Las deposiciones como pequeñas bolitas se asocian a constipación“, explicó la experta de MEDS.

Sangre en las heces

Por último, un tema no menor es percatarse si existe sangre al momento de defecar, ya que esto podría estar asociado a una gran cantidad de afecciones que podrían estar ligadas a un signo clínico.

La recomendación es acudir a un centro asistencial para evaluar la causa y de ser posible, que sea visto por un especialista del área”, plantea Fuentes, coincidiendo con la opinión que tiene López.

Papel higiénico, basurero, inodoro

Pixabay (CC)

“Siempre hay que consultar al médico si aparece sangre en la deposición”, aunque enfatizó en que no es lo único en lo que hay que fijarse. “Diarrea con mucosidad o sangre y tener deposiciones muy claras”, también son señales de que algo no está funcionando correctamente en nuestro organismo.

¿Encontraste algún error? Avísanos
La Serena 100.3 Valparaíso / Viña 100.1 Curicó 105.7 Concepción / Talcahuano 90.9 Los Ángeles 101.7 Temuco 101.7 Valdivia 97.9 Osorno 105.5 Puerto Montt 101.9 Ancud 103.7 Castro 99.5